7.11.15

Mermelada de Manzana con Canela y Vainilla

Esto de tener poco tiempo no puede ser, tengo que idear la manera de que las 24 horas del día se conviertan en una par de ellas más para ver si es posible que pueda hacer todo lo que se va quedando colgado. Una de las cosas ir publicando mis recetas, de seguir así estaré como antes de crear el blog pero con montones de platos fotografiados y notas por doquier que a la hora de escribir me hacen andar buscando por montones de sitios con la perdida de tiempo que supone y más si no tienes mucho. Mientras encuentro esa formula mágica os dejo una de ellas, que llevo haciendo años y que esta sin publicar.

Tenemos en casa un manzano en un tiesto muy grande y el pobre a pesar de tener dañado su tronco nos regala un montón de manzanas, con lo cual llega el momento de elaborar recetas con ellas si no quiero que se pongan malas. Es el momento de los bizcochos, el estrudel o una rica mermelada como esta que os traigo hoy. Vamos con la receta.

Ya sabéis lo importante de esterilizar bien los botes de conserva y el posterior baño maría para la perfecta conservación de nuestra mermelada.




Ingredientes:
1 kg de manzanas,  400 gr de azúcar, 1/2 cucharadita de canela, 1/2 cucharadita de aroma de vainilla, el zumo de un limón.




Elaboración:


Pelamos las manzanas y las partimos en trozos. Las ponemos en un bol junto con el resto de los ingredientes. A mi me gusta dejarlo unas horas macerando y voy moviendo de vez en cuando (me ha salido sin querer un pareado).

Una vez pasado el tiempo de maceración ponemos los ingredientes en la jarra de la Mycook y programamos 25 minutos a 100 grados y velocidad 2. Cuando pita la máquina miramos para ver el punto de la mermelada, si no estuviera le damos 5 minutos más a 110 grados y la misma velocidad.

Volcamos en los tarros que antes habremos esterilizado justo hasta el borde. Cerramos y hacemos el baño maría.

Una vez frío el agua de cocerlos los sacamos y ya están listos para etiquetar y degustar.